Amnistía Internacional pide a Obama que conmute la pena de Manning y lo libere inmediatamente

 

La organización Amnistía Internacional (AI) pidió hoy al presidente de EEUU, Barack Obama, que conmute la pena de 35 años a la que fue sentenciado el soldado Bradley Manning por una corte militar y que permita su “liberación inmediata”.
Londres, 21 ago (EFE).-
La defensa de Manning tiene intención de cursar una petición de clemencia ante el Departamento de Justicia estadounidense, que revisa esas solicitudes antes de entregárselas al presidente, quien toma la decisión final, señaló AI.
“Ese tipo de peticiones se cursan normalmente una vez todas las vías de apelación están agotadas, pero el presidente puede conceder clemencia en cualquier momento”, apuntó Amnistía en un comunicado emitido en su sede en Londres.
Manning “debería recibir clemencia en reconocimiento a los motivos por los que actuó, el tratamiento que tuvo que soportar durante los primeros tiempos de su detención y las deficiencias del proceso durante su juicio. El presidente no tiene que esperar a que la sentencia sea apelada para conmutarla, puede y debe hacerlo ahora mismo”, reclamó la organización.
“Algunos de los materiales que filtró Manning y publicó WikiLeaks señalaban presuntas violaciones de derechos humanos y rupturas de las leyes humanitarias internacionales por parte de las tropas estadounidenses”, subrayó AI.
Para Amnistía, la juez militar Denise Lind dictó sentencia antes de que Manning “pudiera defenderse presentando pruebas de que actuaba en interés público”.
El exsoldado, de 25 años y expulsado del Ejército con deshonor por la filtración de más de 700.000 documentos clasificados al portal WikiLeaks, “actuó convencido de que podía encender un debate público significativo sobre los costes de la guerra”, afirmó Widney Brown, directora del departamento legal internacional de AI.
Para Brown, “en lugar de luchar con uñas y dientes para encerrarlo durante décadas”, el Gobierno estadounidense debería centrarse en “investigar e impartir justicia sobre los graves abusos a los derechos humanos que cometieron sus oficiales en el nombre de la lucha contra el terror”.
Manning, que fue hallado culpable de 20 cargos, entre ellos varias violaciones de la ley de espionaje, robo de información gubernamental y abuso de su posición de analista en Irak, se enfrentaba a una pena máxima de 90 años de cárcel.
Su defensa consideraba por su parte que la condena no debía exceder los 25 años que serían necesarios para que los documentos que filtró sean desclasificados.
“Este caso muestra, más que nada, la necesidad urgente de reformar las inadecuadas leyes sobre espionaje de Estados Unidos y reforzar la protección que necesitan aquellas personas que revelan información que la gente tiene necesidad y derecho a conocer”, señaló la responsable de Amnistía Internacional.

Familiares de Manning dicen que esperaban una condena más dura

Familiares de Bradley Manning, condenado a 35 años de prisión por revelar documentos secretos a WikiLeaks, afirmaron hoy que esperaban una condena más dura para el exsoldado, expulsado con deshonor del Ejército de Estados Unidos.
“Es menos de lo que pensaba, eso es algo bueno”, señaló la cadena británica BBC Kevin Fox, tío de Manning, estadounidense de ascendencia galesa que estudió en el Reino Unido durante cuatro años.
Fox dijo que la familia del exsoldado esperaba que la sentencia que dictó hoy una corte militar se acercara a los 60 años que pedía la fiscalía después de que en julio fue declarado culpable de 20 de los 22 cargos de los que estaba acusado.
“Sé que ahora vendrá una apelación, así que espero que se reduzca aún más. Por lo menos es menor de lo que ellos se esperaban. En mi franca opinión, no deberían haberle condenado a ningún tiempo en prisión. A mis ojos es un héroe”, señaló el tío de Manning.
Al ser preguntado por cómo cree que su sobrino habrá reaccionado a la sentencia, Fox dijo que no puede saberlo: “Hace demasiado tiempo que no le veo. La gente cambia”, sostuvo.
Fox es hermano de la madre del exsoldado, Susan, que vive en Pembrokeshire, una población de unos 100.000 habitantes al oeste de Gales, y que se casó con un militar estadounidense, Brian Manning, destinado a una base naval en las costas galesas.
El hijo de ambos ocupó un puesto de analista de inteligencia en Irak durante algo más de medio año, hasta su detención por haber recopilado y transferido a WikiLeaks casi medio millón de registros de las guerras de Irak y Afganistán, así cómo más de 250 cables diplomáticos.

Comparte

Webs Coruña, Especialista en desarrollo y comunicación digital.

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¿Por qué no comienzas el debate?

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.